Follow by Email

sábado, 13 de septiembre de 2014

LOS QUE SE FUERON POR LA LIBRE


No hay duda que la obra de Mario Roberto Morales, otrora guerrillero de la FAR es un testimonio de vida en el lado insurgente, ésta vez guetamalteco que desnuda el terrible abismo entre quienes estuvieron en primera línea desafiando la muerte y sus cabecillas que luchaban por el control del aparato partidario y la pureza ideológica de unas ideas construidas sobre la sangre y el engañode cientos de militantes de izquierda, que enamorados de unos falsos ideales, no dudaron en colocar sus vidas al servicio de sus amos.
130 páginas de una especie de testimonio-crónica de la vida del autor en el movimiento revolucionario guatemalteco que nos desnuda sus miserias y errores, que nos conduce por las veredas retorcidas de la lucha contra el enemigo interno, el verdadero enemigo interno, aquel militante que piensa por si mismo, que no esta dispuesto a dejarse conducir como un borrego al matadero, que expone el lado humano de la envidia, la codicia y la apetencia por el poder de los cabecillas de la guerrilla.
Es una obra imperdible para los estudiosos de nuestros conflictos, nos permite desnudar la fragilidad del romanticismo de la izquierda que popula en nuestro continente, ese romanticismo que no nos deja ver la crueldad de una ideología que ha sido capaz de asesinar a millones en el mundo para instaurar su pureza ideologica. Por fin entendemos que la jerga revolucionaria que los cabecillas de la izquierda latinoamericana han enarbolado solo es aplicable a sus militantes, ellos estan por encima de eso, son los oráculos de los círculos de poder de la guerrilla  que interpretan y ordenan, aquel que no esta dispuesto a obedecer es tachado de traidor y su pena es la ejecución sumaria.
 La obra dispone de otro insumo, es un testimonio que deberá ser valorado en cuanto a que aporta pruebas que la guerrilla guatemalteca fue más una guerrilla urbana al estilo de las sudamericanas que un movimiento rebelde respladado por los indígenas Mayas, con los que en su inmensa mayoría no pudieron engarzarse y llevarlos a sus movimientos de masas, un punto importante por cuanto aporta ejemplos del fracaso de la teoria del "foco guerrillero" , tan reinvindicado por la izquierda latinoamericana.
Otro dato de suma importancia es la descripción de las acciones urbanas, sobre todo en la ciudad capital, dónde explotar 17 bombas en diferentes lugares de la misma es descripta como una gran operación estrategica de la suvbersión. Éste es un vocabulario que encontramos en la totalidad de los escritos sobre la guerra en el lado de la izquierda guatemalteca, a veces la he descrito como su disculpa a la verguensa que sienten de no haber podido construir un movimiento suvbersivo más eficiente como el de sus hemanos salvadoreños y a mantener con este lexico, una descripción de la situación militar favorable frente a sus aliados o simpatizantes en el extranjero.
En suma, un libro que no debe faltar en nuestra biblioteca, como siempre, espero sus comentarios.